Take a Chef

¡Un Chef Profesional en la comodidad de tu casa!

1

Mug cake o pasteles mágicos

Lo que comenzó como una moda americana que copaba todos los tableros de Pinterest en Internet se ha convertido en uno de los protagonistas de las meriendas de hoy en día. Os estamos hablando de los mug cake, el primo hermano del cup cake. No nos gusta denominarlo como su sustituto, porque ambos pueden convivir en la repostería. Todos saldremos ganando.

Cuando ya había cruzado el charco esta tendencia, nosotros los descubrimos aprovechando un viaje a Barcelona. Concretamente, en la calle Laforja de la ciudad condal. Victoria’s Cakes fue el lugar donde dimos con ellos, un sueño hecho realidad por su creadora Victoria Ballesta. Y tenemos que reconocer que fue todo un acierto probar esta delicia. Según la pastelera los mug cakes son la democracia de la pastelería. En una sociedad en la que apenas da tiempo a pensar en cómo preparar una receta, estos bizcochitos son una solución rápida para un desayuno, una merienda, un cumpleaños… Para cualquier momento del día.

El mug cake

La traducción sencilla y como coloquialmente se les conoce es bizcochitos en taza. Y es que, aunque parezca mentira, consiste en eso. Nunca había venido tan al pelo el lema de ‘Fácil, sencillo y para toda la familia’.

Solo se necesitan los ingredientes que deseemos para el bizcocho, una taza y el microondas. Y lo que aún sorprende más es que están listos en un periquete. Hay quien les llama los pastelitos mágicos debido a que son todo un éxito en la mesa, con una elaboración muy sencilla.

Cómo se elabora un mug cake

Solo hay que seguir 3 pasos y si nos apuráis dos. Ya os vemos a todos tomando nota, jeje. Primero mezclamos en un bol los ingredientes dependiendo del mug cake que queramos preparar. Trasladamos la mezcla a una taza, que no sea muy pequeña (para que no se nos desborde la masa) y posteriormente lo cocemos en el microondas durante unos dos minutos. Listo… Podéis dejarlo enfriar o tomarlo un pelín caliente. Si queréis optar por la versión super express, podéis mezclar los ingredientes en la misma taza donde lo vayáis a comer.

Mug cake dulce

Como todo en la cocina, el mug cake también admite variedades. Y no pocas. Para los más golosos existen cientos de dulces, pero los salados no se quedan cortos. Tranquilos. Hay para todos. Es más, podéis prepararlos personalizados a vuestro gusto.

A continuación vamos a recoger los que más nos han gustado. Preparar el paladar porque no os vais a poder resistir a ninguno de ellos.

En el lado dulce, podemos comenzar con este mug cake para los apasionados de la nutella. Además viene de la mano de la grandísima Alma Obregón. Dice que una vez lo probéis no podréis parar.

mug cake alma obregon

Seguimos con este otro muy diferente. En este caso es un genial bizcochito de limón que podéis encontrar detallado en las recetas de Masero.

Otro que tampoco tiene desperdicio es el mug cake de zanahoria, propuesto por Susana. Esta asturiana cuenta con un gran recetario de mug cakes y entre otros podemos disfrutar de uno de galletas oreo, otro de plátano y chocolate o el de manzana y canela. ¡Todos espectaculares! Y no queremos terminar con los antojos dulces sin recoger dos muy básicos. Este cheesecake mug cake en el blog de Mega Silvita. Y este de  brownie con pepitas de chocolate de Directo al paladar. Dos delicias que se suman a la lista.

mug cake

Foto del Blog de Mega Silvita

Mug cake salado

Para los que prefieren los caprichos salados también hemos querido hacernos eco de diversas recetas que os dejarán con la lengua fuera. Un juego de sabores en un santiamén. Comenzamos con el mug cake de tomates y aceitunas, por Raquel Carmona en Los Tragaldabas. Os puede sacar de un apuro cuando vayáis escasos de tiempo.

mug cake tomate olivas

Otra propuesta es la combinación clásica, el bizcochito de jamón y queso, que encontramos en Gastronomía y Cía. Para los que busquéis otra opción os proponemos dos muy diferentes. Por un lado el mug cake de calabacín y piñones de Enfemenino y por otro, el de tomate y queso de cabra, una idea de Ana en su blog Organicus. De hecho, este último es apto para celíacos. Si rescatamos otra de las combinaciones tradicionales, podemos optar por uno de bacon con queso. Echad un vistazo a la receta que Su nos da en su web webosfritos.

Mug cake de beicon y queso

Y para terminar este post, hemos querido dejar nuestro preferido. Está sacado del libro Victoria’s Cake, pero la receta la recoge Isa Darna en el Blog recetas y sonrisas. Es el magnífico mug cake de patata, cebolla, queso de cabra y jamón aromatizado con tomillo. ¿No nos digáis que no merece la pena ponerse manos a la obra por diez minutos? Todos con las manos en la masa y a disfrutar de unos geniales mug cakes.

Lleva un Chef Profesional a tu casa y vive la Experiencia

Reserva Aquí

dulcemug cakepostrerepostería

takeachef • 7 abril, 2016


Previous Post

Next Post

Comments

  1. Andrea Gonzalez 22 septiembre, 2016 - 3:42 pm Reply

    Indudablemente prefiero los Mug cake dulces!!!!!!!!!!
    Y si son de chocolate uffff no me puedo detener…y si se hacen en un 2×3 genial…microondas?? ya se pasaron de ser una maravilla!!!
    Probaré hacerlos pero es yaaaaaaaaaa
    Gracias por compartir!!!

Deja una respuesta

Your email address will not be published / Required fields are marked *